Policías confunden una abuelita muerta con un maniquí

Policías confunden una abuelita muerta con un maniquí

Una persona se puso en contacto con el departamento de Policía de la localidad de Hudson (estado de Nueva York) alegando que había una anciana “muerta por congelación” dentro de un coche aparcado al lado del ayuntamiento, informan reportes locales.

Cuando los agentes llegaron al lugar, encontraron lo que parecía ser una anciana sentada en el asiento del pasajero del coche, con el cinturón de seguridad abrochado y una máscara de oxígeno. El vehículo estaba cubierto de nieve, lo que sugiere que había permanecido allí durante toda la noche a bajas temperaturas.

Los oficiales trataron de localizar al dueño del carro y, al no tener éxito, decidieron romper la ventanilla trasera y abrir la puerta. Al hacerlo, se dieron cuenta, para su sorpresa, de que la anciana no era una mujer real, sino un maniquí “extremadamente realista”: tenía manchas en la piel, llevaba ropa de verdad, gafas y zapatos.

Cuando el dueño del coche finalmente apareció, les contó a los oficiales que es un representante de ventas de una compañía que fabrica dispositivos de entrenamiento médico. Y que siempre transporta el maniquí en el asiento del copiloto de su coche. Según representantes de la Policía, el individuo se molestó al ver cómo los agentes le partieron la ventana de su vehículo y recurrió a “expresiones vulgares” para demostrarlo.

Tomado de: Actualidad RT